Algunas viejas notas en torno a la Democracia en Venezuela

Posted on Actualizado enn

En el sentido riguroso vemos que democracia es un modo de gobierno y de organización en el cual las decisiones colectivas son tomadas por los ciudadanos a través de mecanismos de participación directa o indirecta, que le conceden legitimidad a un representante, mientras que la democracia participativa puede definirse como un modelo político que facilita a los ciudadanos la capacidad de asociarse y organizarse de tal manera que puedan influir de forma directa en las decisiones públicas.

El término democracia proviene de el antiguo griego y fue acuñado en Atenas a partir de los vocablos (“demos” que puede traducirse como “pueblo”) y kratós (“kratós” que puede ser interpretado como “poder”). El origen etimológico de democracia tiene una cierta complejidad en el sentido de que “demos” parece haber sido un derivado de la fusión entre las palabras demiurgos y geomoros. Hay historiadores que afirman que los demiurgos eran los artesanos y los geomoros eran los campesinos que junto con los eupatridas que eran los nobles, constituían las tres clases en las que Teseo dividido a la población libre del Ática, en Grecia. Entonces literalmente “Democracia” significa “gobierno de los artesanos y campesinos”. Aunque existan algunos pensadores que consideran a la democracia Ateniense como el primer ejemplo de sistema democrático, es importante destacar que existen otros pensadores que no mantienen esa misma postura y que afirman que en la democracia moderna juega un rol desicivo la llamada “regla de la, mayoría”, es decir el derecho de la mayoría a que se adopte su posición cuando existen muchos otros puntos de vista. De ello que se asocie la palabra democracia con la posición de la mayoría; de hecho, en determinadas circunstancias, “la regla de las mayorías” puede tornarse antidemocrática y excluyente al no tomar en cuanta las opiniones minoritarias.
Es importante señalar la relación que poseen los ciudadanos con la Constitución, ya que en un estado de democracia, la legislación viene a ser la determinación de los pueblos, y por ser la democracia concebida a partir de si misma, es en consecuencia, autodeterminación de los pueblos .

La democracia como sistema de organización del estado, entra en contradicción en la medida en que se construye a si misma, con un objetivo hipócrita hacia las sociedades, ya que al legitimar representantes, se mantiene el poder acumulado en pocos, y mientras, el sistema económico, determine las prioridades, el poder acumulado legitimará a su vez al capital.
“la revolución francesa fue punto de partida de la democracia en Europa. La democracia es –y, al decir esto, incluyó y enjuicio todas las formas de gobierno- una contradicción en sí, una falacia; es, en el fondo, una pura hipocresía (teología, la llamamos los alemanes). La libertad política es una libertad ficticia, la forma peor de esclavitud, la apariencia de la libertad y, por ello mismo, la peor de las servidumbres. Otro tanto sucede con la igualdad política, y por ello la democracia, al igual que toda otra forma de gobierno, sea la que fuere, está condenada a saltar la postre en añicos: la hipocresía no puede sostenerse, a la larga; la contradicción latente en ella tiene necesariamente que ponerse en evidencia, más temprano o más tarde: o auténtica esclavitud, es decir despotismo, sin recato, o auténtica libertad y auténtica igualdad, es decir, comunismo. La revolución francesa hizo brotar ambas formas: Napoleón instauró una de ellas, Babeuf la otra.” (MARX, 1844)

Por lo cual, se debe tener en cuenta, según Marx, que para avanzar hacia una democracia real, tenemos que avanzar hacia las libertades reales de los pueblos, y asumir a la democracia como un punto de tránsito, hacia una libertad humana real, y no hacia una nueva y mejorada aristocracia; Geoff expone que a partir de la revolución francesa los ideales de democracia están directamente ligados a la visión de justicia, la cual es una exigencia que data del derecho a la propiedad según lo expresa Rousseau, por lo cual se comenzó a hablar de democracia a la vez que se hablaba de socialismo; esto produjo en Europa, una evolución de la aplicación de la democracia a nivel constitucional, donde se pasó de la exigencia de democracia justa en pequeñas comunas a la que constitucionalmente se manifiesta en la recién formada Unión Europea.

Según Rondón Oliveros, hoy día, la democracia tiene desafíos, en cuatro ejes fundamentales, a los cuales los pueblos deben prestar especial atención, al momento de legislar y construir las democracias por medio de la autodeterminación:
1. El modo en el cual la democracia debe nutrirse a través de las políticas.
2. Estados en ejercicio de la democracia.
3. La relación de la economía con la democracia; y por último
4. La relación de la democracia con la globalización.

A partir de ésta premisa, entendemos que uno de los principales desafíos que tienen los pueblos de cara a la democracia, es lograr, a través de esta, niveles de desarrollo que les convengan a todos, tanto a las mayorías, como a las minorías. En este sentido, la democracia participativa, a diferencia de la democracia de representación plantea que todos aquellos afectados por una decisión deben tener la oportunidad de participar en el proceso de tomar esa decisión.

Esto conlleva a que se tomen decisiones mayoritarias en un consenso nacional en cuestiones relativas a principios básicos. Esto no quiere decir, que no se tome en cuenta, en la democracia participativa el pluripartidismo sino que busca en la diversidad y en la discusión, una política de consenso con pleno respeto a las minorías.

Es por ello, que la democracia participativa debe abarcar e incluir los aspectos fundamentales que marcan el quehacer, social, político y económico de los pueblos bajo el elemento central de la participación. Para ello, es indispensable que las leyes otorguen a todos y a cada uno, el libre derecho a construir su experiencia.

Evolución histórica del concepto constitucional de Democracia en Venezuela.

Luego de la declaración y firma del acta de la Independencia de Venezuela el 5 de julio de 1811, el 21 de Diciembre de ese mismo año se sancionó la que sería no sólo la primera constitución de Venezuela sino de toda Hispanoamérica, bajo el mandato del primer Presidente de Venezuela Cristóbal Mendoza. En ésta Carta Magna, se establecen los primeros derechos tales como: el de la libertad, la igualdad, propiedad, y seguridad. En esta primera carta se puede evidenciar la influencia de los principios de las filosofías de Rousseau, Jhon Locke y Montesquiu, quienes sustentaron a su vez la Revolución Francesa.

En esta constitución se dispuso un sistema electoral con limitaciones para elegir y ser elegido. Más tarde en 1821 bajo el mandato de Simón Bolívar, se sanciona una constitución que reedita las ideas integracionistas de Bolívar, por medio de un gobierno popular y representativo. Luego en 1830 con José Antonio Páez como alto mandatario el sistema electoral continuó siendo indirecto en donde las provincias ejercían su autonomía a través de una asamblea. Para 1857 bajo el mandato de José Tadeo Monagas se sanciona una constitución a través del Congreso Nacional, donde se realizan cambios que promovían la democracia y la libertad eliminando la pena de muerte por delitos políticos y elevando a rango constitucional la abolición de la esclavitud ya decretada por este mismo presidente en 1854.

Siguiendo la evolución democrática en Venezuela, podemos observar que en 1858 con Julián Castro como presidente, se establece la elección directa de los gobernadores lo cual aumentaba la autonomía de las provincias y en este sentido también prohíbe la reelección inmediata. La secuencia libertaria sigue en 1864 cuando el entonces presiente Juan Crisóstomo Falcón abolió la pena de muerte y amplio la libre expresión del pensamiento decretado en la constitución del mismo año. Ya para 1874 el presidente Antonio Guzmán Blanco promulga una constitución realzando ciertos valores democráticos ya que instituye el voto público, escrito y firma, con ciertas limitaciones ya que no toda la población en general votaba. En este sentido Guzmán Blanco también prohíbe la elección de los parientes del presidente hasta el cuarto grado de consanguinidad. No obstante es el mismo Guzmán Blanco quien en 1881 crea un Consejo Federal encargado de elegir al Presidente de la República, es decir que sigue habiendo un sufragio indirecto.

Sin embargo, en 1891 bajo el gobierno de Raimundo Andueza se elimina el Consejo Federal creado por Guzmán Blanco y vuelve a la elección directa del Presidente. Otro cambio importante y que es menester destacar fue el del gobierno de Joaquín Crespo de 1893 donde se sustituye el voto público por el secreto en las elecciones populares.

La democracia en Venezuela no ha seguido una línea evolutiva clara sino más bien sigue la forma de un espiral en donde se retrocede en un sentido y se avanza en otro, esto debido a que en 1901 bajo el mandato de Cipriano Castro decretado en la Constitución sancionada, ese mismo año se establece el aumento de los poderes del Presidente, quien duraría 6 años sin ser reelegido y elimina el sufragio universal dando potestad a las cámaras municipales para su elección. Posteriormente en 1909 con Juan Vicente Gómez en el mando se sanciona una constitución donde se sustituye la elección directa del Presidente por una elección indirecta hecha por el Congreso. En este sentido, también se garantiza la inviolabilidad de la vida y del hogar.

Otro cambio importante, en relación a la democracia en Venezuela es el que realiza el mismo Juan Vicente Gómez en su segundo gobierno en 1925 cuando estableció en la constitución de ese mismo año la designación de los gobernadores por parte del Presidente de la República. Más tarde en 1928 se sanciona otra constitución bajo el mandato de Gómez, cuando también se elimina la propaganda comunista o anarquista con lo cual se limitaba la libertad de expresión. De igual modo, en 1936 bajo la presidencia de Eleazar López C. en la Constitución sancionada en ese año, se considera como traidores a la patria, quienes profesaran las doctrinas anarquista y comunista, y autorizó al ejecutivo a expulsarlos del país.

En 1945 el Presidente Isaías Medina A, en la constitución sancionada ese mismo año, reestableció la libertad de expresión al eliminar la prohibición de la propaganda comunista y anarquista, así mismo, estableció la elección directa de los diputados y el voto femenino para los consejos municipales, aunque mantuvo la elección indirecta para el Presidente y congresistas y el requisito de saber leer y escribir para ser elector.

Para 1947 se promulga una constitución por la Junta Revolucionaria de Gobierno presidida por Rómulo Betancourt, donde se establece el derecho al sufragio de todas las personas, se instituye el voto obligatorio y secreto para los estados Federados y municipios. Garantizó también derechos fundamentales del pueblo.

En 1953 se sanciona una nueva constitución bajo el mandato del Presidente Marcos Pérez Jiménez, donde se suspende la declaración de los derechos contenidos en su articulado. La Asamblea Constituyente se reservo las facultades de elegir al Presidente, al Congreso Nacional y a los demás integrantes de los poderes públicos coartando dentro del marco jurídico la libertad.

No es sino hasta 1961 cuando en la Carta Magna se amplia el desarrollo de los derechos sociales, en la constitución sancionada el 23 de Enero del mismo año y promulgada por el presidente Rómulo Betancourt. En este texto se deja abierta la posibilidad de otorgar a los estados la facultad de elegir a sus gobernadores. También aumenta los poderes de intervención del Estado en la economía. Esta constitución fue objeto de dos enmiendas una de ellas fue el 1983, cuando se estableció la posibilidad de elecciones directas en materia municipal.

Luego de una secuencia de gobiernos regidos bajo la misma constitución de 1961 por un largo período, no es sino hasta 1999 cuando se sanciona otra nueva constitución la cual fue discutida en Asamblea Nacional Constituyente y aprobada por el pueblo en referendo realizado el 15 de Diciembre del mismo año, promulgada por el presidente Hugo Chávez Frías. Cambia el nombre de “República de Venezuela” por el de “República Bolivariana de Venezuela” lo cual conlleva a rescatar los principios que estableció el “Libertador” Simón Bolívar así como también- según palabras textuales de la misma constitución- trata de “rescatar el ejemplo de los antepasados aborígenes y de los precursores de la patria, para establecer una sociedad democrática, participativa y protagónica” (Preámbulo de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela). Como bien se puede apreciar en esta constitución, en la misma se desarrollan principios democráticos de libertad, igualdad, justicia, soberanía y democracia Participativa, principios que se verán más desarrollados en los artículos siguientes: en lo que respecta a la igualdad, el 21 en cuanto a la Justicia, 23, 26 y 27. En cuanto a soberanía el 5, y en cuanto a Democracia Participativa, los artículos que desarrollan estas ideas son: 62, 70, 184, 130, 132 y 134.

“Articulo 62: Todos los ciudadanos y ciudadanas tienen el derecho de participar libremente en los asuntos públicos, directamente o por medio de sus representantes elegidos o elegidas.

La participación del pueblo en la formación, ejecución y control de la gestión pública es el medio necesario para lograr el protagonismo que garantice su completo desarrollo, tanto individual como colectivo. Es la obligación del estado y deber de la sociedad facilitar la generación de las condiciones más favorables para su práctica”

Este marco constitucional es el que viene a determinar las formas de participación en la democracia contemporánea de Venezuela, e implica un gran avance, al garantizar por mandato constitucional el derecho de participar libremente, tanto en la formación, como en la ejecución de las gestiones públicas y del mismo modo garantiza la contraloría social sobre las mismas. En este mismo artículo, se indica, que la participación también es un deber del Estado en el sentido de facilitar y propiciar las condiciones para que la misma se produzca de la forma más favorable posible.

“Articulo 132: Toda persona tiene el deber de cumplir con sus responsabilidades sociales y participar solidariamente en la vida política, civil y comunitaria del país, promoviendo y defendiendo los derechos humanos como fundamento de la convivencia democrática y de la paz social”

Bibliografía
Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. (24 de marzo de 2000). Venezuela.
GEOFF, E. (2002). Un mundo que ganar, historia de la izquierda en Europa, 1850-2000. Oxford: Oxford University Press, Inc.
Ley Órganica para la Protección de Niños, Niñas y Adolescentes. (10 de diciembre de 2007). LOPNA . Venezuela.
MARX, C. (1991). Categorías Fundamentales: I (1936 -1844). Caracas: Ediciones del Rectorado UCV.
RONDÓN OLIVEROS, J. (2006). la democracia en América Latina: hacia una democracia de ciudadanas y ciudadanos. Contribuciones para el debate. RELEA revista latinoamericana de estudios avanzados: Teorías y acción social , 215, 217.
ROUSSEAU, J. J. El origen de las desigualdades entre los hombre. Bogotá: Ediciones Universales.

Anuncios

Un comentario sobre “Algunas viejas notas en torno a la Democracia en Venezuela

    Zulay del INE escribió:
    29 noviembre, 2012 en 10:18 AM

    Excelente artículo, amigo! Nos da una visión de lo que representa la democracia para los pueblos, cómo debemos concebirla y que debemos mantenerla para el bien de las sociedades sin desvirtuar su verdadera esencia. Asimismo, este artículo nos permite pasear por aspectos históricos de la evolución democrática de Venezuela que quizás muchos desconozcan, dándonos una visión de todo lo que se a tenido que pasar para poder llegar al nivel de igualdad y democracia que hoy disfrutamos, pero que sin embargo debemos seguir mejorando.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.